miércoles, 2 de junio de 2010

¿Por qué tuvimos que nacer?

Mi particular sol naciente
va a morirse a las buhardillas de París.
Allí tranquilamente
duerme el sueño cuando mira amanecer;
¿por qué, por qué tuvimos que nacer?

No me entiendes, no me engañas,
sácame de aquí. Dime dónde estás.
Sálvame de mí.

Mi particular sol de invierno
da la vida para no hacerme feliz.
Ponle luz a mi desierto.
Siempre gano, y nunca dejo de perder.
¿Por qué, por qué tuvimos que nacer?

2 comentarios: